Beneficios de las fresas

Como ya sabemos, comer fruta es indispensable para el organismo. Pero tan importante es incluirlas en vuestra alimentación como elegirlas correctamente, ya que según la época del año, deberemos optar por unas u otras. De esta manera, nos aseguramos de que el alimento se encuentra en el momento perfecto, ya que es cuando mejor conservan y mantienen sus propiedades nutricionales, algo que nuestro cuerpo agradecerá.

Esta vez hablaremos de las propiedades de las fresas, ya que sobre todo destacan por su alto valor nutritivo, además de ser una de las frutas de temporada para estos meses de febrero, marzo, abril y mayo. 

  • Ayudan a bajar de peso: Por cada 100 gramos la fresa contiene entre 30-35 calorías aproximadamente. Además, la antocianina, que es la encargada de la pigmentación (produce el color rojo de las fresas), estimula la quema de grasa almacenada. De cada 100 gramos de fresas, 90 gramos son agua, 7 gramos son carbohidratos, más de 2 gramos son de fibra, 0.7 gramos de proteína vegetal y 0.5 g de grasa.
  • Contienen muchas vitaminas: Un aporte de vitaminas adecuado ayuda a tener una buena coagulación, defensas sanas, estabilización de las hormonas femeninas o un correcto crecimiento óseo. Las fresas destacan por su alto contenido en vitamina C, B (B1, B2, B3, B6 y B9), en grandes cantidades y vitaminas A,D,E y K y folato en menor medida. Gracias a estos grandes niveles de vitaminas, las fresas se convierten también en grandes antioxidantes.
  • Acción antioxidante: Las fresas también destacan por su acción antioxidante, ya que contienen mucha vitamina C, carotenoides y antocianos, específicos de las frutas rojas y con un poder antioxidante muy elevado. Por ello, también ayudan a combatir los tan temidos radicales libres, productores en muchos casos de diversos tipos de cáncer.  
  •  Antiinflamatorio natural: Las fresas contienen fenoles, que alivian enfermedades inflamatorias como el asma, la osteoartritis y aterosclerosis, sin dejar efectos secundarios. Además, reduce la proteína C reactiva, que es un indicador de inflamación. 
  • Mejoran la circulación sanguínea: En las fresas, la vitamina C se encuentra acompañada de bioflavonoides, que tienen un efecto positivo en la circulación sanguínea, y proporcionan fuerza y elasticidad a los vasos sanguíneos. Esta vitamina también favorece la absorción del hierro de los alimentos. Además, son muy recomendables para personas con hipertensión arterial, ya que tienen mucho potasio y poco sodio.
  • Digestivas: Gracias a la fibra que contienen. Ayudando también a disminuir el estreñimiento y contribuyendo a la limpieza del colon. Esto también se debe a su contenido de vitamina C, el cual estimula la secreción de encimas digestivas, mejorando la digestión de algunos alimentos. 
  • Contiene Biotina: Otra de las propiedades de las fresas es su aporte de biotina, ideal para el cuidado del cabello y las uñas. Además, es un excelente exfoliante para la piel porque contiene ácido elágico, un antioxidante que protege las fibras elásticas de la piel. 
compartir
Share on Pinterest
Comparte con tus amigos










Enviar